lunes, 19 de mayo de 2014

Brooklyn Bridge




TENGO MUCHAS GANAS DE ESCRIBIR
y ganas de descanso espiritual,
ganas de comerme un mundo
que me devora todos los días.
Quiero ser sauce y tren que llena el cielo.
Mi obra poética
y mi obra sentimental
se me caen por tierra,
paseo por Brooklyn Bridge
huyendo de mi sangre.
Siempre la sangre y la morera roja.
Este país me viaja por dentro,
agita las flechas de mis amapolas.

del poemario Brooklyn Bridge (Playa de Ákaba, 2014)

No hay comentarios:

Publicar un comentario